Kuskulito's txoko

salud

Longitud de dientes - respuesta para Clara

Escrito por kuskulito 29-07-2012 en General. Comentarios (2)
¡Hola a todos! Suelo contestar los comentarios como un comentario más en el mismo post donde me lo hicistéis, pero a veces me cuesta encontrarlos (blogspot únicamente me manda un mail con el comentario, pero no me dice de qué noticia es), así que este lo voy a contestar aquí.

Clara, tienes que darle cosas duras a tu cobaya. Al ser roedores no paran de crecerles los dientes. Yo nunca le he cortado los dientes a Nelo ni a ningún cobayo; en cambio, sí llevamos a Monk, otro que tuve, al veterinario y le cortó los dientes. Tú no deberías cortárselos, porque claro, no sabes como de largo, etc., es mejor que lo lleves al veterinario. Aun así, entiendo perfectamente tu situación porque yo la he vivido y se pasa muy mal cuando sabes que los veterinarios no saben qué hacer simplemente porque no es ni un perro ni un gato.

Cuando Nelo tiene los dientes muy largos, él siente la necesidad de roer y le pongo piedra de sal, palos de madera, barritas, pan duro... Con el heno también se desgastan mucho los dientes. Y a veces se le parten (suele ser uno primero y el otro después, o los iguala si solo se rompe uno) los dientes de arriba, se le quedan prácticamente a ras de las encías y le duele unos días. Los de abajo los tiene mucho más largos que los de arriba, no sé si es lo correcto, pero es lo habitual.

Te dejo una foto que ya publiqué en el post "Dientes", yo creo que se le ve bien como para hacerte una idea.



Con la boca cerrada no deben sobresalir los dientes de abajo (los de Nelo son largos, como de 1cm o más desde las encías, queda a ras del "labio"); los de arriba yo calculo que tendrán unos 3mm.

Quiero insistir en que le des comida dura, porque no debería hacer falta que se los cortaras. Puedes cortárselos esta vez, pero para que no sea necesario en un futuro, empieza a introducir alimentos más duros en su dieta a diario. Si se le parten a él solo es casi mejor y no te asustes si pasa. Aunque se le rompan no dejes de ponerle algo duro para roer, especialmente si se le ha partido solo uno.

Gracias por leernos Clara, espero haberte ayudado. Cuando me escribís contándome cosas sobre la salud de vuestras cobayas, me da la impresión de que todas estamos igual con los veterinarios y que al final tenemos que actuar nosotras por el bien de nuestros bichitos.

¡¡VETERINARIOS ESPECIALISTAS EN ROEDORES YA!!

Cobaya mala de la tripa - Nelo pasó el finde enfermo

Escrito por kuskulito 26-04-2012 en General. Comentarios (0)
Ay... casi se me va el mes de abril sin escribir post nuevo, ¡qué vergüenza! Ahora que he buscado algo de tiempo, aprovecho y os pongo al día.

Hace dos fines de semana tuvimos a Nelo enfermo. Empezó el viernes a la tarde-noche, pero lo cierto es que no nos dimos cuenta hasta el sábado. Volví de mi clase de pintura y lo cogí como siempre, pero no se tumbó, se quedó como sentado. Empecé a acariciarlo y me di cuenta de que había una zona que al tocarla se quejaba. Como estaba encogido en lugar de estirado, pensé que era la pierna, como por el muslo, así que no le dejamos saltar solo para salir/entrar de la caja. No sería la primera vez que Nelo se lastima de esa forma, pero le divierte mucho hacerlo y se enfada si no le dejamos alguna vez al día a él solo.

El sábado a la mañana, cuando fui a verlo, casi no había comido y no tenía cacas en el suelo de su caja. Fue entonces cuando nos dimos cuenta de que no era la patita lo que tenía mal, sino la tripita.

Nos pasamos todo el fin de semana pendientes de él, insistiéndole en que comiera, colmándolo con sus manjares favoritos para verlo alimentarse, analizando cada pis y cada caca (si esto os parece asqueroso es que no habéis tenido un cobayo en esa situación, pero no sabéis la alegría que da ver una caca normal después de que ha estado malo).

Todo apuntaba aque algo le había sentado mal, pero ¿qué? Lo que más comió, incluso estando malo, fue heno. Esto es muy normal y también aconsejable, porque es natural, tiene fibra y es fácil de digerir. Y se le veía arrimarse a la comida, pero se mostraba reacio a probarla, como si tuviera hambre pero le diera miedo que le fuera a sentar mal.

Es extraño decirlo, pero estoy convencida de que, en cuanto supo que nosotros sabíamos que estaba malo de la tripa, Nelo se calmó. Es una teoría que llevo tiempo sosteniendo, desde que vi que cuando se le rompen los dientes no para de bostezar ante mi cara cuando lo tengo en brazos. En este caso, cuando le puse la mano para darle calor en la tripa, se relajaba.

Fue un susto gordo, porque Nelo tiene más de dos años y medio; sé que dicen en los libros que viven seis años incluso, pero en mi zona no es habitual. Cuando tuvimos enfermo a Mon, un cobayo negro precioso al que mi madre adoraba, la veterinaria nos dijo que, si ya tenía dos años, estaba mayor y nos insinuó que no le iba a quedar mucho. De hecho, la cobaya más longeva que hemos tenido no llegó a los tres años por un mes. Así que yo ya me estaba preparando para lo peor... pero hubo suerte y empezó a comer más, sobre todo manzana; luego su comida de croquetas. El domingo ya hacía cacas bastante bien y comía casi de todo.

Cada vez que se sentía mejor, comía normal y, claro, luego venían los aires y los retortijones. Así que lo cogíamos, lo tapábamos con la manta y le dábamos calor en la tripa. Incluso le dimos manzanilla con anises: yo me hice una infusión de las que vienen en una bolsa de papel y, cuando estaba fría, él se comió la bolsa. Parece que le sentó bien y empezó a quejarse menos.

Aún siguió sin estar bien del todo hasta el martes o el miércoles, pero me alegra deciros que Nelo está en perfecto estado de salud ahora y esperemos que siga así. Me alegré tanto que el fin de semana siguiente le llevé un ramo de flores a una Virgen de una ermita de por aquí.

Suponemos que lo que le hizo daño fueron las acelgas, ya que hasta hace bien poco no las ha querido volver a probar. Os pongo una foto para que veáis que ya se le ha pasado:



- ¡Nelo, no comas tan deprisa que te va a volver a hacer daño en la tripita!

- ...cras, cras, cras...

- ¡Nelo!



- ¡Ah! ¿A mí me dices?

- Sí, que no comas con tanta ansia.

- Bueno... vale...

Me da pena que por aquí no vendan comida para cobayas senior, porque sé que existen, pero en las tiendas no lo encuentro. Tienen más fibra y son más fáciles de digerir. De momento, nos seguiremos apañando.

¡Un abrazo a todos y cuidad de vuestros cobayos!

Cobayos en invierno

Escrito por kuskulito 11-03-2012 en General. Comentarios (3)
¡Perdón, perdón, perdón! llevo sin actualizar más de un mes... ¡qué vergüenza! pero ahora que tengo un ratillo me pongo y os cuento cómo ha ido febrero para Nelo.

Donde nosotros vivimos ha hecho mucho frío este mes, más que lo normal. Nelo, como la mayoría de los cobayos si no contamos a los modificados genéticamente "skinny", tiene un buen pelaje que lo protege de las bajas temperaturas. En realidad, casi lleva peor el calor del verano.

Estas son las medidas que hemos tomado para que no se nos enfríe el cobayo:
  • Él vive en la sala y estos días no lo hemos llevado al resto de estancias, que están más frías, por precaución.
  • Cuando sale de la caja, su comida y casa se las hemos puesto cerca del radiador, para que esté más caliente.
  • Si un cobayo puede tocar el radiador, se debería vigilar la temperatura a la que está y que no queme.
  • Si vuestro suelo es de baldosa, ponedle sus cosas sobre una alfombra o manta.
  • Sed precavidos a la hora de ventilar la casa, porque las corrientes pueden ser muy perjudiciales; esto es especialmente importante si vuestra caja es "jaula" y no tiene plástico anticorrientes.
  • A la noche en mi casa se apaga la estufa y la temperatura baja. Es por eso que la caja se la subimos al sofá, que es más cálido que el suelo, y envolvemos la caja en mantas, para que retenga el calor; por supuesto, el respiradero no se lo tapamos. Sirve para jaulas y cajas con anticorrientes. Aquí os dejo una foto.



  • Intentad no bañarlo y que no se quede mojado.

Nelo no lo ha llevado muy mal, pero sí que se quedaba al lado del radiador un buen rato en lugar de ir a explorar la casa y aguantaba más rato en brazos, tapadito con la manta.



Ha pasado mucho tiempo en su Babarrunetxe o Casa Alubia, le gusta mucho y además es más cálido estar dentro que por ahí fuera.

Por lo demás, no tenéis que preocuparos porque haga frío. Vuestros cobayos tienen un abrigo propio de lo más adecuado para sobrellevarlo.

¡Cuidad de vuestros cobayos!


Nelo se rehabilita de su pata

Escrito por kuskulito 12-08-2011 en General. Comentarios (0)


Hola a todos, antes de nada, quería deciros que Nelo se va recuperando. Cada día lo llevamos en brazos de la caja al suelo y viceversa. Estuvimos unos días sin dejarle andar mucho, para que no forzara la pata y después de estar en reposo lo hemos puesto en rehabliitación. Hacia la tarde lo sacamos a otra habitación y le dejamos que venga andando por la baldosa y me alegra deciros que le viene bien y que hay momentos en los que no cojea. Cuando está tumbado mucho tiempo siempre cojea más. Supongo que siempre se le va a quedar una pequeña cojera, pero no parece que le duela y está feliz.


 

Aquí lo tenéis, ahora le hemos traido un heno que le encanta y apoya las patas de delante en la colchoneta para comérselo. Os mantendré informados sobre su salud, ¡un beso a todos!

Los cobayos son roedores

Escrito por kuskulito 15-07-2011 en General. Comentarios (1)

¡Hola a todos! Sé que hace muchísimo que no escribo, pero ya iba tocando...

Hoy os quiero hablar de la necesidad de los cobayos de roer. A los roedores les crecen constantemente los dientes y es por ello que tienen la NECESIDAD de roer y desgastar los incisivos.

¿Cómo se puede desgastar los dientes nuestro conejillo de Indias?
- Con comidas que incluyan croquetas duras que les divierte mucho morder
- Con maderitas que venden en las tiendas de animales para roedores (dicen que las de pino no son muy buenas porque se les puede clavar alguna astilla)
- Con piedras de sal o parecidas indicadas para roedores
- Barritas en plan chuches, que alimentan y le obligan a arrancar la comida

Si con todo esto no es suficiente y tienen los dientes demasiado largos, se les partirán. Es mejor no llegar a este punto, pero no es nada grave. A Nelo se le han roto alguna vez y, aparte de que le duele la boca unos días, no come cosas duras (casi solo verdura y fruta, de las comidas solo las semillas) y está más mimoso, no supone un problema. Es sólo molesto. Pero intentaremos evitarlo.

Nelo, por ejemplo, pasa de las maderitas de las tiendas, él prefiere buscar en la sala algo que morder. En este caso, un revistero de madera y esparto.



Mete la cabecita no sé cómo de forma muy graciosa, inclinada, entre el mueble metálico en el que guardamos su comida y el revistero. Y se tira ahí un rato cras, cras, cras.

Por si os lo preguntáis, la manta rosa está ahí para que Nelo no se meta debajo, que cuando era pequeñín entraba bien, pero ahora le queda un poco justo de altura y se lía a cabezazos con el archivador, a ver si le hace espacio. Es un poco burrete, jeje

También puede comeros cables (que es lo peor) y con eso hay que tener cuidado y quitárselos. A mí no me gusta que coma plásticos, él no lo hace pero algunos cogen esa manía. Su casa de cartón vamos a tener que sustituirla porque también parece que le gusta.

En general si come bien y le ponéis las barritas y las piedras, vuestro cobayo no necesitará morderos los muebles, pero es probable que lo haga por afición, como un juego más. A Nelo suele ver revistas conmigo y "marcar" las hojas que más le gustan, por ejemplo.

Si os parece que está mordiendo algo que le puede sentar mal se lo quitáis y le enseñáis que eso no se come. Un cobayo bien educado os evitará problemas.

¡Cuidad de vuestros cobayos!